Coenzima Q10: elemento eficaz contra la fibromialgia

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
coenzima q10 y fibromialgia

La fibromialgia es un trastorno caracterizado por dolor generalizado, fatiga, problemas de sueño, dificultades cognitivas y alteración del estado de ánimo.

Al considerar sus propiedades energéticas y antioxidantes, diversos estudios han evidenciado resultados positivos en relación al uso de la coenzima Q10 en la terapéutica de la fibromialgia.

Hoy en día, muchas son las patologías que afectan al ser humano, existiendo algunas peores que otras. Si bien con los avances de la ciencia y la tecnología muchas de estas enfermedades tienen un origen puramente establecido, aún hoy existen algunas con múltiples misterios en relación a sus características etiológicas y terapéuticas.

Tal es el caso de la fibromialgia, trastorno de etiología y fisiopatología desconocida, caracterizado por dolor musculoesquelético generalizado, que se acompaña de fatiga, problemas de sueño, dificultades cognitivas (atención, concentración, memoria) y alteración del estado de ánimo.

Se cree que los pacientes que padecen esta patología presentan una alteración en el procesamiento del dolor por parte del cerebro, amplificando su percepción y provocando el complicado cuadro sintomatológico (1).

Recientemente se han evidenciado positivos avances en cuanto al uso de la coenzima Q10 en la terapéutica de la fibromialgia, utilizando sus propiedades energéticas y antioxidantes en los que se creen puedan ser algunos de los factores que incrementan la severidad de la patología, tales como la disfunción mitocondrial, el estrés oxidativo, la inflamación, entre otros.

A continuación, te presentaremos los últimos estudios científicos que demuestran cómo la CoQ10 está ayudando a solventar parte de la problemática que conlleva padecer la fibromialgia desde varios puntos de vista clínicos.

Tabla de Contenido
    Add a header to begin generating the table of contents

     La coenzima Q10 en la disfunción mitocondrial de pacientes con fibromialgia

     

    Como bien es sabido, dentro de unas estructuras llamadas mitocondrias, localizadas en cada célula de nuestro cuerpo, se lleva a cabo un proceso donde se produce energía en forma de ATP capaz de satisfacer las necesidades energéticas de todo el organismo.

    Dentro de este mecanismo, la CoQ10 es un elemento indispensable, siendo responsable de aproximadamente el 95% de la generación de energía antes mencionada.

    Dicho esto, distintas investigaciones han relacionado la existencia de ciertos grados de disfunción mitocondrial con bajos niveles de coenzima Q10 en la sangre de pacientes con fibromialgia.

    El déficit de este elemento energético sería capaz de alterar la función mitocondrial, afectando su mecanismo interno de producción de energía.

    Además, la presente disfunción promovería la eliminación de estas estructuras por parte de células especializadas en fagocitosis.

    En pacientes con fibromialgia, este proceso patológico estaría presente en las células del músculo esquelético, generando parte de la sintomatología reflejada de fatiga crónica y dolores musculares (2, 3, 4, 5, 6, 7).

    Además, el proceso patológico generado por la disfunción mitocondrial produciría sustancias pro-inflamatorias como el factor de necrosis tumoral alfa (TNFα) y ciertas interleuquinas, las cuales han sido indirectamente relacionadas con los niveles de coenzima Q10 en pacientes con fibromialgia.

    Diversos estudios han demostrado esta asociación, promoviendo la hipótesis de que la inflamación establecida en esta patología sería dependiente de la disfunción mitocondrial, produciendo, a su vez, la sintomatología conocida (8, 9).

    Te puede interesar:

      Beneficios de la Coenzima Q10 para la piel

     Estrés oxidativo en la fibromialgia

     

    Aparte de la disfunción mitocondrial, se ha evidenciado la presencia del estrés oxidativo y los radicales libres asociados en el cuadro patológico de la fibromialgia.

    Aún no está del todo esclarecido si el estrés oxidativo es causa o consecuencia de la disfunción mitocondrial, ya que ambos procesos están estrechamente relacionados.

    Sin embargo, su rol en la fisiopatología de la enfermedad es bastante claro, pudiéndose encontrar altos niveles de oxidación y bajos niveles de coenzima Q10 en la sangre de pacientes afectados (2, 3, 4, 5, 6, 7, 10).

    Recientes estudios han demostrado que el estrés oxidativo puede causar la alteración de la sensibilidad periférica y central, así como la percepción del dolor, resultando en una hiperalgesia mediada tanto a nivel local como espinal.

    Además, se han encontrado altos niveles de radicales libres en pacientes con síndrome de fatiga crónica. Todo este proceso también aumenta la producción de diversas sustancias pro-inflamatorias (4).

    Te puede interesar:

     La suplementación exógena con CoQ10 ayuda a mejorar los síntomas de la fibromialgia

     

    Teniendo en cuenta las observaciones e hipótesis previamente descritas, diversos científicos y expertos tomaron la iniciativa de comprobar, a través de experimentos controlados, si la suplementación exógena con coenzima Q10 era capaz de mejorar la sintomatología presentada por los pacientes con fibromialgia.

    Muchas de estas investigaciones fueron realizadas por personal científico perteneciente a la Universidad de Sevilla, España y a la Universidad Pablo de Olavide, localizada en la misma región.

    En una gran mayoría de los estudios, los expertos pudieron confirmar, utilizando diferentes dosis diarias de CoQ10 y diversos períodos de estudio, que este elemento natural es capaz de mejorar los criterios clínicos encontrados en la fibromialgia, tales como los niveles de estrés oxidativo, dolor, fatiga, rigidez muscular, inflamación, niveles de antioxidantes, entre otros.

    Sin embargo, todos los involucrados estuvieron de acuerdo en promover y seguir con los estudios relacionados para que, en un futuro, la administración de la coenzima Q10 pueda ser considerada parte del plan terapéutico de estos pacientes (11, 12, 13, 14, 15, 16).

    Como podrás haber visto, la inclusión de la CoQ10 al cuadro fisiopatológico de la fibromialgia es capaz de reducir significativamente los síntomas asociados a la enfermedad, mejorando, en gran medida, la calidad de vida de los distintos pacientes.

    Entonces, ¿qué esperas? Incluye a la coenzima Q10 en tu nutrición diaria y disfruta de sus múltiples beneficios para la salud.

    Suscríbete a nuestro Canal, es GRATIS

    Aprende cómo mejorar tu salud a través de la nutrición y los suplementos que han demostrado, a partir de la evidencia científica y la experiencia clínica, su eficacia en las últimas décadas.

    Si te pareció interesante este post, estos también te van a gustar:

    Productos Recomendados del Marketplace

    Ir arriba